Prepararse para el parto


FavoriteLoading¡Agrégame a favoritos!
Email this to someoneShare on Facebook0Share on Google+0Share on LinkedIn0Tweet about this on TwitterPrint this page

El cuerpo de la mujer se modifica durante el embarazo y hay que prepararlo antes y durante. Además de los cambios estéticos se producen cambios internos. A partir del sexto mes, el útero va encajándose en la pelvis y desplaza el intestino, eleva el diafragma y se hace más difícil respirar y la vejiga también comienza a estar más oprimida y eso hace que las ganas de orinar aumenten. Debido al aumento de la tripa, aparecen molestias en la espalda sobre todo en la zona lumbar, las conocidas ciáticas del embarazo. Además, el corazón comienza a latir más deprisa para bombear sangre a la placenta y movilizar todo ese mayor volumen circulante. Al igual que las futuras mamás comienzan a tomar suplementos de hierro y ácido fólico, también es importante trabajar la musculatura. El cuerpo de la mujer debe ponerse en forma para soportar el peso durante los meses de embarazo y prepararse para el parto. A menudo se les recomienda reposo a las embarazadas, pero en realidad y mientras el embarazo no tenga especial riesgo, es un error ya que lo mejor es entrenar los músculos que van a ser partícipes de la gestación. El recto y los oblicuos abdominales son los responsables de cargar el peso del bebé. Tener estos músculos fuertes ayudará a relajar las lumbaresy, por tanto, la madre tendrá menos dolores de espalda durante el embarazo. Para ello debemos cuidar el abdomen con contracciones del transverso abdominal, «meter ombligo», el bebé estará encantado con el masaje y el movimiento y la mamá estará trabajando los músculos abdominales para prevenir la diástasis. Existen distintos programas de ejercicios para hacer frente a esta lesión común en embarazadas cuyo objetivo es aumentar la fuerza en la zona del abdomen y mejorar el suelo pélvico tan importante para la mujer. Evitaremos aquellos ejercicios o movimientos que supongan un esfuerzo en las actividades de la vida diaria como cargar peso o agacharse de forma inadecuada. Después del parto y para la recuperación de la musculatura abdominal, es importante la actividad física y trabajar el suelo pélvico con las indicaciones del fisioterapeuta especializado de cara a futuros embarazos.


Antonio J. Segura Muñoz

Acerca de Antonio J. Segura Muñoz

Antonio J. Segura Muñoz es farmacéutico comunitario. Se licenció en Farmacia por la Universidad de Granada, y a lo largo de su ejercicio profesional ha completado su formación mediante varias especialidades y cursos, como Atención Farmacéutica, Interacciones Farmacológicas, Diabetes e Hipertensión. Antonio decide formar parte de esta ciudad sanitaria ya que con sus consejos pretenderá ayudar a que todos los ciudadanos consigan tener una vida saludable.